miércoles, 26 de marzo de 2014

Redescubriendo temas musicales: Jesus to a child

Las canciones que más adentro nos logran tocar son, en ocasiones, las más sencillas. La letra de Jesus to a child descolocará a los que asuman, por desconocimiento, que la belleza de la expresión escrita requiere complejidad.

La sintaxis es clara, el vocabulario, sencillo, y la composición en su conjunto constituye una metáfora: el amante sufre la pérdida del ser querido, pero a pesar de la tristeza es capaz de comparar el hallazgo del amor verdadero con la limpieza de corazón con la que Jesucristo amaba a los niños, que son, por antonomasia, los seres humanos más puros que existen.

Por este motivo, mucha gente interpreta la letra como una exaltación de los sentimientos nobles y, en realidad, la letra se puede explicar en clave de amistad idealizada o de amor perfecto en cuanto en tanto no deja lugar a la contaminación de otros sentimientos que no tengan que ver con la piedad y el desprendimiento.


Aparentemente sencilla en su composición, sólo el acompañamiento requiere de más de una decena de acordes distintos, sin contar con la introducción, para interpretarla a la guitarra. Por supuesto, no conseguirás el mismo resultado que en el disco, porque la canción cuenta con unos arreglos casi perfectos, fruto de una producción muy lograda del propio George Michael, que se encarga de gran parte de la percusión, del bajo y de los sintetizadores.

Durante mucho tiempo se creyó que la canción estaba inspirada en una amistad muy importante para el cantante y compositor, George Michael, que no contradijo la versión popular hasta que decidió confesar su homosexualidad en 1998. Desde entonces, dedica Jesus to a child a uno de sus grandes amores, el diseñador brasileño Anselmo Feleppa, que murió en 1993 como consecuencia de una afección relacionada con el SIDA. Hay quien ha visto en esta canción pop influencias de la bossa nova, pero es probable que un oído poco entrenado no encuentre más que una lograda balada pop de tempo lento. Sin embargo, en el pequeño solo de guitarra se pueden detectar detalles estilísticos relacionados con el estilo brasileiro.

Si Jesus to a child tiene un mérito es el de haber sabido conjugar la melodía y el ritmo con el mensaje de la letra y la interpretación de George Michael, sentida, potente y nada afectada.

Además, que una balada pop supere los seis minutos es todo un hito, sobre todo sin recurrir a largas secciones instrumentales.

En su día, constituyó uno de los mayores éxitos del disco Older (1996) en el que Michael intentaba distanciarse del icono sexy y alegre de su exitazo Faith (1987), su debut en solitario. Al contrario que otros vocalistas que han derivado en excelentes crooners como Robbie Williams, la carrera posterior de George Michael ha resultado irregular y un tanto errática. Que más hubiéramos querido algunos que se convirtiera en el vocalista de Queen, o en un nuevo Frank Sinatra, pero la vida de una estrella, por más que la industria intente planifique, acaba dependiendo de cuestiones personales y más alejadas del "business" de lo que los ejecutivos desearían.

La canción refleja un momento de honda inspiración de un músico discreto si tenemos que juzgar por sus discos editados hasta la fecha. No obstante, George Michael no es Justin Bieber. Es músico y, ante todo, una de las mejores voces del pop de las últimas décadas. A mi juicio, muy desaprovechado.

Os dejo la letra más abajo para que le echéis un vistazo. Se entiende bien incluso con un nivel medio-bajo de inglés. Antes, destaco estas líneas:
When you find love
When you know that it exists
Then the lover that you miss
Will come to you on those cold, cold nights

Propongo una traducción: Cuando descubres el amor, cuando sabes que existe, este/a amante, al/ a la que echas de menos te acompañará en las noches más frías.

Es interesante cómo George Michael equipara el descubrimiento de la existencia del amor a la certeza de las personas religiosas de que su divinidad venerada realmente existe, de forma que sus vidas experimentan un cambio radical. De alguna manera, saber que el amor verdadero existe es como ver la cara de Dios. A partir de ahí, vivirás con tranquilidad. Además, al igual que la visión divina es efímera pero siempre te acompañará, la muerte de tu amante no hace sino prolongar su presencia en tu corazón.

Y otro fragmento, éste muy breve:
With your last breath
You saved my soul.

En estos dos versos, el autor claramente equipara el último aliento del amante con la muerte de Jesucristo. Si el último suspiro del Mesías salvó a la Humanidad, la espiración del ser amado literalmente “salvó mi alma”.

El secreto de esta canción está seguramente en esa rara combinación entre una instrumentación delicada, pero rítmica y nada lánguida, con una voz que se alza con sentimiento, pero sin “pecar” del típico susurro intimista de la balada pop. En suma, a pesar de su apariencia de hit prefabricado hay mucha verdad en esta canción, tanto en la letra como en la música, si bien no pasará a la historia por inventar nada nuevo ni llevar al extremo los recursos más eficaces del género.

En todo caso, poco importan estas exquisiteces si ya han pasado veinte años y la canción es capaz de transmitir tanto con tan poco sin acusar el paso de los años, al margen de las modas y de los cambios que acarrean el paso de los años.


Por fin, la letra:

Kindness In your eyes
I guess You heard me cry
You smiled at me
Like Jesus to a child

I'm blessed I know
Heaven sent And Heaven stole
You smiled at me
Like Jesus to a child

And what have I learned
From all this pain
I thought I'd never feel the same
About anyone
Or anything again

But now I know
When you find love
When you know that it exists
Then the lover that you miss
Will come to you on those cold, cold nights

When you've been loved
When you know it holds such bliss
Then the lover that you kissed
Will comfort you when there's no hope in sight

Sadness In my eyes
No one guessed
Or no one tried
You smiled at me
Like Jesus to a child

Loveless and cold
With your last breath
You saved my soul
You smiled at me
Like Jesus to a child

And what have I learned
From all these tears
I've waited for you all those years
And just when it began
He took your love away

But I still say
When you find love
When you know that it exists
Then the lover that you miss
Will come to you on those cold, cold nights

When you've been loved
When you know it holds such bliss
Then the lover that you kissed
Will comfort you when there's no hope in sight

So the words you could not say
I'll sing them for you
And the love we would have made
I'll make it for two

For every single memory
Has become a part of me
You will always be My love

Well I've been loved
So I know just what love is
And the lover that I kissed
Is always by my side

Oh the lover I still miss
Was Jesus to a child


Si quieres, lee la letra traducida al castellano. En este enlace de Guitaretab encontrarás los acordes para tocar la canción con tu propio público.

NOTA: Aunque la parte más airada de la vida privada del músico de origen griego concierne a sus relaciones (homo)sexuales, lo cierto es que se trata de uno de los artistas que, de lejos, más colabora con ONG y todo tipo de causas de interés social.

No hay comentarios: